La importancia de la audición

Oír es un proceso tan natural que la mayor parte del tiempo no le damos importancia. Si crees que tú puedes estar sufriendo una pérdida de audición o cualquier persona querida está teniendo problemas auditivos puedes contactar con www.fundacion-ayuda-a-la-audicion.org y solicitar ayuda.


La pérdida de audición es un problema serio que afecta a las relaciones, la autoestima, el comportamiento y la comunicación con el entorno personal y profesional.
Tipos de pérdida auditiva


Los problemas de audición pueden ocurrir por distintas razones y a cualquier edad; a grandes rasgos existen 3 tipos de pérdidas de audición:


-Pérdida de transmisión.


-Pérdida neurosensorial.


-Pérdida auditiva mixta (que es una mezcla de las dos anteriores).


Una de las causas más comunes de la pérdida de audición además de la edad es la sobreexposición a ruidos fuertes y ensordecedores, pero también puede ocurrir por diversas razones como:


-Una infección durante el periodo de gestación.


-Una infección del oído medio.


-Por una lesión en la cabeza.


-Por algunos tratamientos para tratar el cáncer.


-Perforación de tímpano.


-Por la administración de ciertos fármacos (efectos secundarios).

Señales y síntomas de pérdida auditiva


-Cada vez necesitas poner la televisión o radio a un volumen más alto.


-Te cuesta mantener una conversación y tienes que pedir varias veces que te repitan la conversación, al final terminas cansado y agotado fingiendo que estás escuchando todo.


-Evitas reuniones y sobremesas porque no consigues involucrarte al 100% en las conversaciones.


¿Por qué debe tratarse la pérdida auditiva?


Hay muchas razones por las que hay que tratar la pérdida auditiva cuanto antes y voy a señalar algunas de ellas:


-La pérdida auditiva nos puede conducir al aislamiento social.


-La pérdida auditiva nos afecta negativamente a nivel físico y emocional.


-La pérdida auditiva puede conducir a un deterioro significativo en nuestras relaciones personales y laborales.


Por eso es importante someterse a una prueba de audición y ponernos en manos de profesionales para que nos ofrezcan las mejores soluciones auditivas.


Hoy en día hay muchas soluciones prácticas, subvenciones para audífonos así como pruebas de audición completamente gratis y sin compromiso; es cuestión de pedir cita y confiar en los profesionales que están capacitados para ofrecernos soluciones prácticas y asequibles para volver a escuchar como nunca y recuperar así nuestras relaciones (tanto profesionales como personales) y sobremesas. Querremos retomar las animadas charlas con amigos y familiares, no nos perderemos ningún detalle (música, timbres, teléfonos…) y podremos disfrutar de uno de los sentidos más importantes que tenemos

Regresar al inicio