Hay profesores que muestran una vocación, una calidad humana y profesional que nos devuelve la fe en el ser humano y en la enseñanza. Necesitamos más profesores como este.

Este es el mensaje que Ignacio colgó en Linkedin:

Hoy necesito compartir algo espectacular. Ayer era el último día de vacaciones para los niños y mi hijo mayor recibió esta carta por correo postal, el de siempre. Y como él, cada uno de sus compañeros de la clase de sexto de Primaria del Colegio San Gabriel. Posiblemente Iván, el profesor, no ha recibido 20 cursos de liderazgo y motivación, pero demuestra que no hay grandes secretos para ello y que lo importante es querer. Desde que comenzó este curso, Nachete es otro, desea hacer las actividades que les pide Iván y ha descubierto el placer de aprender. La carta que os muestro, es solo un ejemplo más de todo ello.

La carta de un profesor a sus alumnos que es un auténtico ejemplo de motivación
Regresar al inicio