loading...


Se supone que son aptos para el consumo humano pero a medida que se realizan estudios clínicos se encuentran datos preocupantes.

Es el caso del E-211, benzoato sódico, presente en la mayoría de las bebidas gaseosas y refrescos, que según un descubrimiento reciente de la Universidad de Sheffield en Reino Unido, tiene la propiedad de “desconectar” partes vitales del ADN. Este problema normalmente asociado a la edad y al abuso de alcohol podría también llevar a cirrosis del hígado y a enfermedades degenerativas como el Parkinson.

El benzoato sódico que es ingrediente presente en bebidas como Sprite, Coca Cola, Oasis, Dr. Pepper, Fanta y Pepsi-Max y también se añade a las patatas fritas y salsas, ya estuvo sobre la mesa en relación al cáncer porque cuando se une a la vitamina C de las bebidas refrescantes, produce benzeno que es una sustancia carcinógena.

Fuente: The Independent. Some Soft Drinks May Seriously Harm Your Health.

loading...
Conservantes y salud: E-211 causa daño celular.
Regresar al inicio