loading...

La sal y el azúcar no son los peores aditivos que se pueden ingerir diariamente, debido a los múltiples problemas que estos generan cuando se consumen en exceso, si se consume azúcar en grandes cantidades se puede padecer de diabetes y si se hace lo mismo pero con la sal, se pueden generar problemas cardíacos y de tensión.

loading...

Pero que es más nocivo que consumir azúcar y sal en grandes cantidades, este alimento se descubrió en Japón en el año de 1907 aproximadamente, por Ikeda Kikunae, y es el responsable de tantas enfermedades y muertes a nivel mundial, ya que solo se debe consumir una porción de 1.5 gramos diarios para los adultos y menos de 1 gramo en niños.

Pero la cruda realidad es que, de este alimento tan nocivo se utilizan alrededor de 200 mil toneladas por año a nivel mundial, lo cual es una cifra alarmante y supera con creces lo que se debería consumir diariamente de este terrible alimento.

Glutamato de sodio E621, el veneno que consumimos diariamente

Este es un polvo cristalino de color blanco, que se asemeja en gran manera a la sal y el azúcar, tiene un sabor parecido al de la sopa con carne y es un potente aditivo que se puede añadir a cualquier alimento. Este por lo general es utilizado para potenciar el sabor de los alimentos y es muy utilizado en los restaurantes de comida rápida y la mayoría de los alimentos procesados, como salchichas, salamis, alimentos congelados, entre otros.

El glutamato de sodio E621, es un aditivo que se utiliza para conservar mejor el aroma de los alimentos y mejorar su sabor, siendo el principal ingrediente utilizado para reducir los costos de producción en los alimentos al igual que la calidad de los mismos. Gracias a que este aditivo modifica los genes responsables de la percepción del sabor y estimula las células en el cerebro, las personas suelen preferir alimentos que contienen glutamato de sodio antes que alimentos totalmente orgánicos, ya que para ellos estos carecen de sabor. ¡EVITARLO COMPLETAMENTE!

Este alimento es tan peligroso que genera un aumento en el apetito, haciendo que los consumidores coman en exceso, produciéndoles obesidad, trastornos visuales, debilidad, nauseas, desordenes o desequilibrios hormonales entre otros.

Por lo cual es altamente recomendable leer las etiquetas de los alimentos que se consumen y evitar a toda costa esta terrible sustancia.

No es la sal ni el azúcar: este es el peor veneno de comida que nos está matando todos los días
Regresar al inicio